Necesito que me leas, por R. Chaskielberg de ALEPH

  Sigue las Noticias de SOCIALetic.com | 10º ANIVERSARIO

expertos de marketing de contenidos y comunicacionRoberto Chaskielberg, Consejero Delegado de Aleph Comunicación y experto contrastado, nos habla de las notas de prensa y del marketing de contenidos – Qué, como y por qué-, un interesantísimo documento en el que nos aporta su know-how y apuntes sobre cómo realizar una nota de prensa que capte la atención, mantenga la tensión y cumpla con sus objetivos.

Consejos para redactar una nota de prensa o un artículo de marketing de contenidos ¿Qué hacer y qué buscar?

Con el titular debes de captar la atención, que es lo primordial. No podré transmitir nada si el lector no te “elige”. Y cada día la competición está más reñida. Nunca des por hecho que todo lo que escribes va a ser leído.

Quizás consigas unos minutos de su lectura, quizá sólo unos segundos –dos, tres, a lo sumo cuatro- así que asegúrate de que empiezas con buen pie, que eres original y no un pelmazo, que vas directamente al grano y no das rodeos innecesarios. Sé que es algo obvio, pero no por ello deja de ser el error número uno de la mayoría de los comunicadores.

Cualquier profesional de la Comunicación debería plantearse su trabajo como lo hacían los viejos telegrafistas. En este sentido, Twitter ha ayudado a fijar un criterio que jamás tendría que haber desaparecido: corto, directo, certero, atractivo.

Hoy día éstas líneas básicas que siempre nos enseñaron en las Facultades de Comunicación –no echemos ahora la culpa a los obsoletos programas universitarios- cobran valor real. Muy poca gente despliega un periódico en el metro y se lo lee de cabo a rabo, pero son multitud los que consultan titulares a través del Smartphone. Y sólo algunos de ellos resultarán elegidos. ¿Adivinas cuáles?

Imaginemos que nos encontramos en una situación realmente apurada y que partimos de las siguientes premisas:

1. Debemos comunicar una noticia vital para nosotros.

2. Estamos solos, no tenemos recursos, ni dinero en el bolsillo, tan sólo un móvil con una batería que se está acabando.

3. Nuestro interlocutor está viendo la final de fútbol de su vida. Digamos, por ejemplo, que, abrazado a una cerveza, disfruta del España-Holanda de julio de 2010, y faltan tres minutos para que acabe el partido.

expertos de marketing de contenidos y comunicacionA lo sumo, podremos llegar a transmitirle dos o tres frases. ¿Elegirás las palabras adecuadas? Esa es la actitud, querido comunicador, que deberías adoptar cada vez que afrontes un trabajo. No importa si se trata de una nota de prensa, una crónica, un reportaje o un post en un blog. Por supuesto, lo mismo rige para los tweets, actualizaciones de Facebook, LinkedIn, Tuenti o similares.

Ojo, no se trata de que hagas reportajes de dos párrafos –algo imposible, por otra parte- o que sólo comuniques a través de Twitter. Lo que realmente te estoy aconsejando es que entres a matar desde el principio, que conserves la tensión, que encandiles de tal manera a tu lector que le sea imposible abandonar la lectura.

El titular es sólo el primer paso, pero todos sabemos que hay primeras impresiones terribles. ¿Saldrías a cenar con alguien sin duchar, desaliñado y con un aire de tipo o tipa tremendamente aburrid@? Naturalmente que no.

Lo malo, bien lo sé, es que a veces uno no elige el material. Tanto si te dedicas al periodismo convencional como si has escogido el camino de la comunicación corporativa, sabrás a lo que me refiero: muchas veces las historias vienen impuestas… y hacen bostezar al más entusiasta.

Pero para todo tenemos que encontrar recursos. Sólo pondré un ejemplo: mi agencia llevó durante años una cuenta de ordenadores clónicos… y el equipo halló argumentos nuevos día tras día. A eso, precisamente, me refiero.

buzoneo publicidad

Un último consejo: no defraudes. No hagas titulares que no reflejen la noticia, o que hacen promesas que no cumplirán. Ese viejo truco sólo funciona en las primeras ocasiones, y a veces ni eso. Si elaboras una nota de prensa tramposa, no pasará el filtro del periodista, así que tampoco llegará al gran público; si publicas noticias flojas, tu medio perderá prestigio, y tú, el empleo.

Por tanto, no te valdrá de nada ser creativo si no logras tu objetivo concreto, aquel para el cual te contrataron, comunicar la esencia de lo que tenemos que decir. Porque el texto se sostiene sobre dos pilares: la técnica del redactor para ganar la atención del lector y, más importante aún, aquello que queremos decir y que a veces queda sepultado bajo el peso de los adjetivos.

Pero, paradójicamente, tampoco lo conseguirás si dejas que se oxide esa maravillosa imaginación de la que presumían tus padres cuando eras niño. Enfréntate al terrible folio en blanco con las palabras certeras: originales pero descriptivas… las justas, en definitiva.

Roberto Chaskielberg, Consejero Delegado de Aleph Comunicación

Write a Comment

view all comments

Your e-mail address will not be published. Also other data will not be shared with third person. Required fields marked as *