Aumentar la actividad permite mejorar la depresión

La depresión es uno de los males de la sociedad actual. Aunque a pocos les guste hablar de este tema, lo cierto es que afecta a un alto porcentaje de los hombres y mujeres, independientemente de su estatus o clase social.

salud y alimentacionPor Ya No Estoy Triste

También se puede seguir ciertas pautas que permiten una notable mejoría a las personas afectadas por este inconveniente psicológico.

Así, una de las medidas que se pueden aplicar para tratar de mejorar los problemas de depresión es aumentar la cantidad de actividad, tanto del tipo físico como social. Básicamente se trata de tomar parte en actividades que hagan sentir mejor: ir al cine, teatro, caminar por la ciudad o por un parque, montar en bicicleta, visitar a algún pariente o amigo. Quedarse en casa viendo la televisión no se incluye en esta lista.

Junto a lo anterior, todos los profesionales de la psicología, como los de coaching y habilidades directivas, aconsejan aumentar la cantidad de ejercicio físico que se realiza a la semana. Las personas bajo los efectos de una depresión tienden a ser más pasivos, entrando así en un círculo vicioso de baja autoestima e inactividad.

Todo ello provoca efectos importantes y peligrosos, como por ejemplo un descenso de la autoimagen, sentimiento de indiferencia y rechazo. Todas las personas que hayan estado bajo estos sentimientos saben lo difícil que es romperlos. Así, comenzar a realizar ejercicio, poco a poco, fijando objetivos y prioridades realistas es una buena manera de obtener una mejoría. También es muy conveniente buscar y descubrir nuevos intereses, actividades que hagan sentir a la persona bien consigo misma. Colecciones, manualidades, decoración, deportes, bailar… Son opciones más que válidas.

[
]

Un aspecto que hay que cuidar es ser conscientes del problema por el que se está atravesando, pero no dejar que invada todos los aspectos de nuestra vida. Así, una cosa será desahogarse y otra centrarse únicamente en temas que se relacionen con la depresión. Apoyarse en los amigos y personas de confianza es una buena forma de distraerse y de hacer que los días sean más divertidos. Escuchar música, quedar con amigos, tomar el sol… Cualquier actividad al aire libre es buena y positiva para el estado de ánimo.

Comparte