Consejos para baristas: por qué elegir café sostenible para bares y cafeterías

Vivimos inmersos en un contexto de transformación constante, en todos los ámbitos se da este fenómeno y por ello no sorprende que en el mundo del café esto también se replique. ¿Qué queremos decir con ello? Que los viejos paradigmas de explotación absoluta de la tierra en pos de la producción masiva de café, poco a poco van cayendo, para dar lugar a nuevas formas de cultivo que prioricen, sobre todo, la preservación del medio ambiente, la supervivencia del suelo para ser trabajado por las futuras generaciones y claro, una mejor calidad de vida para los agricultores que se desempeñan en este segmento. Todo ello puede englobarse en una etiqueta denominada café sostenible.

¿Qué es el café sostenible?

El café sostenible, podríamos decir, es un proyecto que se basa en la idea de que el café para bares o el café para cafeterías no se acabe nunca, es decir, que tenga una larga vida y que, en un futuro, no tengamos que lamentarnos porque no hay productores que se ocupen de cultivar esta materia prima esencial en el día a día. Productos del Café promueve el desarrollo del café sostenible con el ánimo de salvaguardar el futuro del café.

Así mismo, existen organizaciones sin fines de lucro que defienden la producción de café sostenible, como Rainforest Alliance y Sustainable Agriculture Network (SAN), que están llevando a cabo tareas con el fin de trabajar en torno a la conservación de la biodiversidad y la garantía de medios de vida sostenibles, que transformen las prácticas empresariales y la forma como se explota la tierra.

TE PUEDE INTERESAR  MYEGOO llega a Latinoamérica

El café sostenible es también una iniciativa que pretende que los agricultores avancen hacia la sostenibilidad mediante la gestión eficiente de las granjas de café, con el fin de beneficiar a las generaciones de agricultores actuales y futuras.

Así, los esfuerzos están depositados en tres esferas: protección medioambiental, responsabilidad social y viabilidad económica.

Para lo cual, entre otras prácticas, se incluye la compra directa de los granos a los granjeros, la formación en métodos sustentables de cultivo de café y las oportunidades de mejora en la calidad de vida de los agricultores, para propiciar la existencia de un relevo generacional de cafeteros en el campo.

¿Quieres marcar la diferencia?

Claro que es posible, porque el café para bares también puede ser sostenible, adquiriendo gamas de productos de compañías que están trabajando en un presente y futuro promisorio para este segmento.

Ten en cuenta que dejando a un lado la producción industrial y apostando más por el desarrollo sostenible, el cultivo local y el trabajo de los agricultores dueños de su tierra, se hace posible la existencia de granos de café más saludables, en tanto, no están bajo la exposición a pesticidas.  Y esto redunda directamente en una mayor calidad final en la taza del consumidor.

Por ello, más allá de la preservación del medio ambiente y de las mejoras en las condiciones de vida de los agricultores, el café sostenible es también una apuesta de calidad en lo que respecta a la materia prima con la que se trabaja en un bar o cafetería y esta es razón suficiente para incluirlo en tu listado de prioridades.

TE PUEDE INTERESAR  ¿Qué ventajas tiene adoptar una solución de SaaS y el cloud en una empresa?
Comparte

Write a Comment

view all comments