Las personas somos animales de costumbres…y las empresas lo saben

Los humanos somos seres que pronto nos acostumbramos a una serie de hábitos, nos hacemos asiduos a ellos y los repetimos cada vez de forma más automática, de forma más mecánica casi prácticamente sin pensar. Es un hecho, cerramos la puerta de la habitación cuando salimos, comemos palomitas cuando vemos una película, tomamos café cuando desayunamos, costumbres en la forma de hacer las cosas que nos reconfortan y nos sentimos bien repitiéndolas con asiduidad.

personas que hacen muchas cosas a la vezEsta forma inconsciente de hacer las cosas puede aprovecharse para que las personas asocien ideas y de una manera inconsciente asocien una determinada acción con un producto, siendo esta una manera ideal para fomentar el consumo de dicho producto y hacer una forma de publicidad altamente eficaz.

La memoria afectiva, un arma inmejorable para la publicidad

La memoria afectiva es todo aquello que haga que los usuarios se sientan identificados con una marca. La misión de la publicidad para aprovechar al máximo esta característica es dejar los mensajes adecuados para que los usuarios los asocien con el producto que se quiere promocionar.

Así, por ejemplo, ofrecer regalos con alguna frase que haga recordar un determinado producto es una forma estupenda de inculcar ese producto en nuestro subconsciente. Esta técnica fue empleada por Danone en su lanzamiento de Actimel. Para introducir en la mente de sus consumidores el mensaje que quería difundir, regaló tostadoras que eran capaces de imprimir en las tostadas la frase “¿Has tomado hoy tu Actimel?” una forma perfecta de hacer a las personas recordar ese nuevo producto que acababa de lanzar al mercado.

Diferentes maneras de lanzar el mensaje

Hoy día puede hacerse uso de una herramienta muy potente de la que disponemos para difundir el mensaje que nos interese, las redes sociales. Estas redes permiten interactuar con los consumidores de una forma muy directa. A través de publicaciones pueden darse a conocer beneficios, noticias, datos curiosos o cualquier cosa que se quiera hacer llegar. Es posible tener un intercambio de opiniones, para conocer los gustos o necesidades de los potenciales clientes.

De esta manera, haciendo por ejemplo publicaciones con una periodicidad constante es posible dejar esa semillita en la mente de todos los usuarios que les hagan reconocer el mensaje que han recibido y tener siempre presente ese producto que se está promocionando. Así, por ejemplo, el Facebook oficial de Actimel es una plataforma inmejorable para que este producto tan beneficioso esté siempre presente en la mente de sus consumidores, recordando los enormes beneficios que puede aportar al organismo y haciéndoles partícipes de una gran cantidad de información.

Comparte

Write a Comment

view all comments