Parecidos entre la exigencia de un Atleta y de un Emprendedor

Comparte

esfuerzo del deportistaParalelo entre la exigencia personal de un atleta olímpico y un emprendedor, por David Guiu de SOCIALetic.com / Los atletas nos pueden enseñar mucho no solo acerca de us cometido y profesión, los deportes,  sino también sobre el éxito en la vida, el marketing y los negocios.

De hecho el modelo de vida de los deportistas de élite y muchos de los que se han “quedado en el camino de ello”, basado en el esfuerzo, las buenas costumbres (horario, alimentación, constancia…) y mucha ilusión son las que desde pequeños nos enseñan en la escuela. Hablemos de ello. Imagen por © carlos perez gomez – Fotolia.com

Conocí a un atleta en una ocasión que tuvo la gran suerte de entrenar y de observar la formación de algunos  atletas importantes y de observar a grandes veteranos como Edwin Moses, Mary Decker Slaney, Eric Heiden, Oerter Al, Carl Lewis, gimnastas, nadadores, jugadores de hockey, jugadores de Voleibol, luchadores, y muchos más. También se reunió con el legendario Jesse Owens, quien le dió una charla inspiradora y compartida; una lección de vida.

Lo que este atleta le quiso decir es que los atletas nos pueden enseñar mucho no solo acerca de los deportes sino también sobre el éxito en la vida, el marketing y los negocios.

Aquí hay 6 lecciones o consejos de estos deportistas que todos podemos aprender y pueden ser muy eficaces para emprendedores y para técnicas de coaching y liderazgo personal; y tanto para una empresa como para cualquier profesional.

1. Entrénese al lado de la gente que quiere emular y superar.
¿Por qué? Los atletas con ansias de éxito saben que cuando acerca a la gente que está haciendo lo que ellos quieren hacer, automáticamente tienen que exigirse el máximo. Además tienen una probabilidad mucho mayor de alcanzar el éxito.

Es increíble el derroche de energía que hay en un Centro de Entrenamiento Olímpico, por ejemplo en el CAR de Sant Cugat del Vallés, localidad proxima a la ciudad de Barcelona. Cuando Estás rodeado de competidores de clase mundial y futuros medaliistas, de celebridades: te contagias. El contagio es “positivo” no; mucho más.

La sensación, literalmente, lleva a exigirse  a buscar los mejores resultados que a mis años (37) ya no dirijo hacia el terreno deportivo sino hacia el personal y profesional; por ese orden además aunque es imposible diferenciar ambos aspectos en muchas ocasiones. Y no hablo de mí en ésta ocasión.

Centrándonos en el terreno profesional -aunque también sería válido para el personal- veamos que hay una gran cantidad de conocimiento en torno a nosotros que se puede “absorber”. Foros, actividades de networking, revistas profesionales, charlas con los colegas, conferencias, ponencias, libros, artículos y ebooks en internet y un largo etcétera solo condicionado por el factor tiempo.

“Usted no puede dejar de mejorar”; permítanme ser imperativo en ésta ocasión. ¿Que cosas le están dando “vueltas en la cabeza”/le interesan? (Piense en ello.) Y levántese hacia lo mejor, “únase a los que saben o deténgase y camine al lado de los mediocres”.

2. Siga avanzando para lograr un éxito duradero.
El verdadero éxito se basa en el largo plazo. Los atletas ganadores tienen un plan a largo plazo y se esfuerzan por seguirlo para llegar a su mejor desempeño en las competiciones que les interesan (y solo en ellas). Se motivan a ir avanzando día a día.

¿Cuál es tu plan para alcanzar el éxito duradero? Recuerda que si te esfuerzas por ser mejor cada día llegaras a hacer algunas/varias/muchas cosas extraordinarias y serás reconocido como alguien que dejó un legado aunque, por suerte y a diferencia de los pintores de antaño; se nos suele reconocer el éxito (y lo que ello conlleva) en ésta vida. Bueno, espero que lo podamos coneguir ¿Por qué no?

3. El éxito y los fracasos son parte del proceso.
Estos súper-triunfadores (los deportistas) saben que el progreso hacia “la parte superior” no es una ascensión sin restricciones A veces, los avances se producen con un  aparente bajo esfuerzo, incluso tras varios tropiezos y caídas, pero ellos se levantan y retoman el ritmo (quiénes me hayan leído últimamente ya habrán leído ésta frase: “si el fracaso te hace caer, que el orgullo te levante”). Un ejemplo es la gran estrella de pista Mary Decker Slaney que sufrió un gran accidente en su carrera. A pesar de todo, demostró su grandeza como una leyenda de la pista. Y que decir de Oscar Pistorius “Blade Runner” (el apodo no se lo doy, ya que se le conoce así), el atleta sudafricano que ha competido en Londres 2012 cumpliendo muy bien en 400 m. y 4×400. Ya saben, el atleta sin piernas que se midió a atletas de la talla de Kirani James (oro) o Luguelin Santos (Plata).

De todas formas no hace falta que nos fijemos “tanto” en las super estrellas. En los megacracks deportivos, ya que podríamos entrar en el error de pensar que éste artículo es solo para megacracks empresariales. No. Pensemos en los muchos deportistas que no han llegado a las olimpiadas. En aquellos que empiezan incluso. Van y han ido en un buen camino y, en en la vida y en las relaciones comerciales las cosas no marchan siempre en línea recta “hacia el oro”. Tampoco es necesario “ser el oro”. No se preocupe si tiene un desliz. Sólo asegúrese de obtener de inmediato una copia de seguridad, un “backup” en el que guardar todo lo bueno, poder borrar lo menos bueno, y acontinuar en pro de conseguir su/s objetivo/s a corto, medio y largo plazo. Sobretodo el del corto plazo. Ya saben “La Liga se gana partido a partido”; otra lección de los deportistas…que deberíamos de tener muy presente en el día a día y que los emprendedores deben de tener como “frase de cabecera”.

4. Prepárate para resistir las pruebas donde los demás desfallecen.
Edwin Moses ganó muchas carreras consecutivas y estableció el récord mundial en cuatro ocasiones. Usted tiene que saber que hay veces en que no estamos listos para funcionar al 100%; y no es necesario tampoco ser el recordman de algo para ser un deportista de éxito. Muchos no pisaron las olimpiadas y no por ello dejan de ser un ejemplo a seguir.

5. Copia de los que están teniendo éxito.
Si, si: copia. La forma más rápida para obtener éxito es copiar a los que lo están teniendo en sus vidas (les animo a leer el artículo “El empresario acertado: Esencial para el Emprendedor Novato). Hay que abandonar el ego y la búsqueda, y aplicar lo que le ha funcionado a otros. Tratar de reinventar la rueda es simplemente estúpido. Se pueden encontrar infinidad de modelos que nos pueden servir de ejemplos. Y cada uno de estos atletas de clase mundial estudió la competencia para descubrir alguna pista que los llevaría a un mejor rendimiento…de hecho por eso existen los entrenadores ¿no creen?

6. Encuentra un entrenador- coaching o mentor para que los resultados aparezcan.
Los atletas olímpicos. Los Ejecutivos de grandes sociedades. Los líderes del mundo. Los generales de ejércitos. Los gurús de desarrollo personal. Los equipos de futbol, Y así sucesivamente; partiendo como no de cualquier niño que precisa de sus padres y se suele criar al lado de la madre (de ahí “lo” de “lenguaje materno”). Todos los que han logrado grandes cosas en algún momento necesitaron de alguien que los guiara. Todos ellos tenían un entrenador, coach o asesor que podía caminar con ellos a través de cada paso del camino hasta lograr sus objetivos.

Estos entrenadores pueden acelerar tu logro del éxito. Deje de luchar solo en su negocio e invierta en alguien que le muestre el camino hacia sus objetivos. Si ya lo tuvo anteriormente y asimiló lo que necesitaba; ¿A qué espera para actuar?

David Guiu – @socialetic >>> Más sobre David Guiu en LinkedIN Más artículos “míos” ;-D