Las tecnologías de la información han sido un gran impulso para el sector de la educación a nivel mundial y Vector, compañía 100% de capital español, tiene un amplio expertise en el desarrollo de nuevas herramientas que facilitan el proceso de aprendizaje para los alumnos y mejoran los recursos de los docentes.


Por Vector SF

Más artículos de Vector SF


Vector ha trabajado en la implantación de plataformas y redes sociales profesionales en empresas de primer nivel en España, elaborando planes estratégicos de generación, gestión y difusión de conocimiento, incluyendo la formación de los profesionales, el uso de herramientas específicas y la adaptación y conversión de los materiales formativos. En la actual era del conocimiento se generan grandes cantidades de datos que es necesario gestionar con eficacia. Para el sector de la educación es imprescindible aprovechar todos los recursos y conocimientos, así como la colaboración entre departamentos. Evitar la fuga de ideas, poder unificar todo el conocimiento y contar con una herramienta capaz de gestionarlo es clave en el sector de la educación.

“Vector se diferencia de la competencia por el análisis de la situación inicial de cada proyecto, lo que permite crear una estrategia personalizada para cada cliente. Cada empresa tiene sus necesidades específicas y nosotros ofrecemos una solución exclusiva”, afirma Gonzalo Poblaciones responsable de la Unidad de Negocio de Formación de Vector.

La compañía también ha realizado proyectos donde el objetivo era desarrollar herramientas para aplicar distintos métodos de aprendizaje (matemáticos, lingüísticos, etc.) Las herramientas basadas en la metodología de las redes sociales son las que mejor cumplen este objetivo y las más fáciles de usar para los alumnos.

Vector realizó un proyecto para implantar el método japonés Kumon en varios colegios de la Comunidad de Madrid. El Método Kumon es un sistema de aprendizaje de matemáticas y lenguaje . Este método consiste en la realización de ejercicios que gradualmente se hacen más complejos hasta que el estudiante alcance un nivel determinado de destreza. Vector creó una herramienta para aplicar tecnológicamente este método de aprendizaje y actualmente la utilizan 15.000 alumnos.

 [smartads]

La tecnología es una fuente de recursos que correctamente canalizados optimizan los procesos de aprendizaje. La base está en identificar los elementos clave de este proceso. El más importante es el alumno, su entorno, sus costumbres, sus hábitos y sus capacidades. Adaptar la tecnología a esas circunstancias es fundamental para lograr un aprendizaje eficiente: “las posibilidades que aporta el desarrollo de herramientas tecnológicas es muy amplio, desde algo básico como el poder cambiar el tamaño de letra en un procesador de texto, hasta el uso de simuladores o realidad aumentada, herramientas que leen textos, que los traducen, que permiten acceso a todo el contenido en cualquier momento en un terminal móvil… Todos estos recursos puestos a disposición de los procesos de aprendizaje nos permiten adaptarnos a situaciones antes impensables. Hay que trabajar por el fin y no caer en el error de centrarnos en el medio”, afirma Gonzalo Poblaciones

Vector
Servicios profesionales de consultoría y TIC con servicios para ayudar a mejorar la eficiencia de los procesos, calidad y disponibilidad de negocios.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.